Deportes

Lucas Martínez Quarta: "Si Boca cree que será una revancha de la final de la Libertadores, allá ellos; nosotros ganamos la más importante".

Lucas Martínez Quarta:

Por los poros le sale el sentimiento. No hay dudas. Lucas Martínez Quarta respira el aire rojo y blanco. Lleva la banda roja tatuada en el pecho. Por eso, no fue casual que cuando Juanfer Quintero le rompió el arco a Esteban Andrada en el Santiago Bernabéu, haya saltado los límites del campo de juego para abrazarse con Javier Pinola, que iba en esa dirección, o salir corriendo y gritar como loco cuando el Pity Martínez la tocó a la red tras esa eterna corrida que sentenció la final de la Copa Libertadores.

Tampoco es casual que su hijo Bautista, de apenas dos años y medio, salte en un sillón de su casa con la camiseta puesta y una banderita en sus manos cada vez que juega River. Y tampoco es casual que su mujer le haya puesto “Bernabéu” al nuevo perro de la familia. Los Martínez Quarta son muy gallinas.

Llevan a River en las vísceras, evidentemente. Y por más que aún falten 15 días, y haya otros compromisos en el medio, Lucas ya empieza a palpitar el Superclásico copero.

Ante la consulta de Clarín sobre si esta semifinal de la Copa Libertadores contra Boca es una revancha de la final de Madrid, tal como se busca instalar desde la otra vereda, el marcador central se para firme. Y con la cautela que lo caracteriza, aunque con contundencia, aseguró: “Para nosotros es una semifinal de Copa Libertadores y la vamos a tomar como tal. Si para ellos es una revancha de la final, allá ellos. Nosotros ganamos la más importante”.

Y la más importante, claramente, fue la del año pasado. La que se definió en Madrid. Cuando el trofeo estuvo en juego y ya no había otra instancia superior.

En la charla se metió el planteo de Gustavo Alfaro en el Monumental. Y Martínez Quarta no esquiva las preguntas. “No nos molestó que Boca haya jugado de esa manera, con ese planteo. Es respetable, cada uno tiene su forma de jugar. Nosotros tenemos que tratar de encontrarle la vuelta a esos equipos que juegan así”, remarcó.

Y luego, sin dudar, manifestó: “Estoy seguro de que en el partido de ida de las semifinales va a pasar algo parecido. Está en nosotros tratar de cambiar la historia”. Y también dejó en claro que “lo importante será que no nos conviertan, que podamos ir con el arco en cero a la Bombonera”.

Martínez Quarta, en el último clásico con Boca.Foto: Maxi Failla

Martínez Quarta, en el último clásico con Boca.Foto: Maxi Failla

-¿Y ustedes qué prefieren: que se les metan atrás o que les salgan a jugar?

-Ya todos se dieron cuenta que cuando vienen a jugar de igual a igual, es lo más conveniente para nosotros. Por eso se dio un partido atípico contra Boca, en el que nosotros no encontramos los espacios. Está claro que cuando nos juegan de igual a igual, el rival puede sufrir si tenemos espacios y mucho más si logramos estar finos.

Con respecto al juego que demostró River el sábado en la cancha de Huracán, Martínez Quarta comentó: “Nos sentimos cada vez más afianzados y estamos teniendo buenos rendimientos. Contra Huracán, además, se nos abrió el arco. Tuvimos efectividad, metimos las que fallamos en otros partidos y sentimos que podemos seguir dando más”.

-¿Cómo creés que están defensivamente? Es que da la sensación que lo mejor se ve arriba…

-Defensivamente, estamos bien, nos han convertido pocos goles. Hacemos nuestro trabajo para que los de arriba se sienten sueltos. De la parte de atrás se ve un equipo muy seguro y que si está bien, te aniquila. Eso al defensor le da una tranquilidad que hace, a su vez, que los de atrás le demos seguridad a los de adelante, ya que nos sentimos con confianza.

Los buenos rendimientos en la Selección también le dieron a Martínez Quarta mucha confianza. “La Selección fue una hermosa experiencia por estar al lado de grandes jugadores con trayectorias importantes. Ojalá se dé otra convocatoria. Fueron muy lindos los elogios del entrenador. Yo le había dicho a él cuando me llamó que mi idea era sumar para el grupo”, comentó.

Y en referencia a lo inmediato, que es el encuentro ante Godoy Cruz por los octavos de final de la Copa Argentina, el defensor expresó: “Como es un encuentro de eliminación directa y ellos no vienen bien, creo que se va a dar un partido más parecido al de Boca por el torneo local. Pero tenemos jugadores con características para romper esos planteos”.

Y añadió: “La postura nuestra es la de siempre, no cambia. Tratamos de hacer nuestro juego y sabemos que si estamos finos, el resultado va a depender de nosotros siempre”.