Política

Antes y ahora: el arroyo El Gato desde un dron

Antes y ahora: el arroyo El Gato desde un dron

Seis años después de la inundación en La Plata que provocaron la muerte de más de 80 personas en abril de 2013, la Provincia terminó las obras en la cuenca del arroyo El Gato, cuyo desborde fue catastrófico.

Se trata de un riachuelo angosto que tiene unos 25 kilómetros de largo y atraviesa la franja norte de la capital provincial hasta desembocar en el Río Santiago y luego en el Río de la Plata.

El proyecto de infraestructura hidráulica fue anunciado en 2013, luego de las consecuencias de inundación. 

El trabajo, realizado en mayor medida por el gobierno que encabeza María Eugenia Vidal, consistió en el ensanche y la profundización del cauce que recibe y concentra el flujo de la mayor parte de los desagües pluviales de La Plata y los traslada hacia el río.

En tramos donde el ancho del arroyo era de 10 o 15 metros ahora es de 30 y 40, por ejemplo.  De ese modo, se logró aumentar la capacidad de transporte de caudales. 

Imagen del arroyo en 2013. (Archivo: Mauricio Nievas)

Imagen del arroyo en 2013. (Archivo: Mauricio Nievas)

El trabajo consistió además en la relocación de las viviendas precarias que estaban ubicadas en los bordes del cauce. Según la Provincia, 322.

La obra se realizó a lo largo de 13 kilómetros del arroyo y, según los cálculos oficiales, beneficia a 429 mil vecinos de la región. 

Así quedó el arroyo El Gato en La Plata.

Así quedó el arroyo El Gato en La Plata.