Política

De los cadáveres apilados al "verano inimaginable", 10 frases polémicas de Daniel Gollán

De los cadáveres apilados al

Impulsivo, locuaz, retórico, el ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollán, nunca esquiva los micrófonos y en la pandemia levantó la bandera de las polémicas. Abrió brechas con las autoridades porteñas, se cruzó con la diplomacia brasileña y hasta cuestionó al N° 1 del tenis mundial, Novak Djokovic, aunque seguro que la estrella deportiva nunca se enteró.

La última premonición del funcionario provincial lo puso enfrente de la industria turística bonaerense. El viernes sugirió que “si no tenemos vacuna (contra el Covid-19) es inimaginable que vayan cientos de miles de porteños y habitantes del conurbano a la Costa este verano. Llevarían la enfermedad en forma masiva”, anticipó.

La afirmación sacudió a intendentes y empresarios que -luego de la prolongada cuarentena y de haber visto clausurado el turismo de vacaciones de invierno- esperan una redención en la temporada estival.

Desde que la peste se instaló en el país, Gollán tuvo otras intervenciones controvertidas. ”Asumimos la responsabilidad de plantear la situación de manera cruda, pero siempre diciendo la verdad”, argumentan cerca del despacho del ministro que también estuvo en el último tramo de la gestión de Cristina Fernández, en la cartera de Nación.

Y se arriesgan a un desafío: “Todo lo que dijo después se cumplió y lo que no se cumplió fue porque se tomaron medidas”.

Aquí una lista de sus frases en la etapa más dura de la pandemia:

28 de abril: "Si vinieran médicos norteamericanos u holandeses, muchos no se quejarían e irían a recibirlos con aplausos al aeropuerto". Subía por esos días la discusión sobre la llegada de médicos cubanos, autorizada por el Gobierno provincial, como variante para reforzar el plantel de profesionales de los hospitales.

17 de mayo: Posteó en Twitter un mapa del área metropolitana, con la Ciudad en color rojo y la leyenda: "Queda claro en este mapa dónde está el mayor riesgo de irradiación del coronavirus".

31 de mayo: Había expectativas por un nuevo anuncio de la continuidad del aislamiento social. Se discutía abrir o cerrar aún más. Entonces Gollán advirtió: “Si se levanta la cuarentena, en quince o veinte días, empezamos a ver las imágenes de Nueva York, Manaos o Italia y España, con cadáveres apilándose en cámaras frigoríficas, en las calles o en los geriátricos”.

3 de junio: Anticipó que “si seguimos con este ritmo, el sistema colapsaría a mediados de julio”. Se refería al número de infectados y de contagios.

No ocurrieron ambas predicciones. “Pero, porque se tomaron medidas”, aclararon en el ministerio bonaerense.

En el medio tuvo una intervención internacional. “El 1 del tenis Novak Djokovic es anti cuarentena y dijo que al coronavirus lo combate “el poder de la oración”. Organizó un torneo sin protocolos en Serbia. Acá aplaudieron y lo tomaron como referencia. Hoy dio positivo junto a otros tenistas. No es tiempo de irresponsables”. El mundo había contemplado la fiesta del atleta y las consecuencias. Gollán expresó su postura.

Ante la previa de una nueva definición para establecer nuevas normas del confinamiento obligatorio, Gollán se adelantó: “Si liberamos mucho el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), estallan Rosario y Córdoba”. En este caso, las respuestas llegaron desde las autoridades de esas dos provincias vecinas a Buenos Aires. “Eso está pasando ahora”, anotan los asesores del ministro.

Con el tenis jugó otro set. Antes de la última decisión conjunta de CABA-Provincia se debatía la vuelta a ese deporte en las canchas porteñas.

Para fundamentar su negativa a esas habilitaciones Gollán, calificó como "una actividad riesgosa" y aclaró: “Todo jugador de tenis se seca la nariz y la frente con la mano, agarra la pelota que va al otro jugador, y después la agarran los chicos que alcanzan las pelotas”.

El 31 de julio el ex senador del PJ y después candidato a vice de Mauricio Macri en las elecciones de 2019, Miguel Angel Pichetto, dijo en una nota que Gollán “es el doctor muerte que nos anuncia el colapso...”.

Hubo respuesta casi inmediata. "Pichetto no entiende nada de sanitarismo, que se dedique a la abogacía. Pichetto admira lo que dicen Jair Bolsonaro y Donald Trump. Considera que el virus debe hacer lo que tenga que hacer y que no paremos la economía. Otro desconocimiento de Pichetto”.

La última controversia fue por el veraneo. Intendentes de distritos recostados sobre las playas manifestaron su enojo. Aseguran que están preparados para recibir al turismo en la temporada. “Hablamos en diciembre”, se animan a un reto en el área de comunicaciones del ministerio de Salud.