Política

El falso abogado D'Alessio está declarando ante el juez Ercolini por una denuncia en su contra del fiscal Stornelli

El falso abogado D'Alessio está declarando ante el juez Ercolini por una denuncia en su contra del fiscal Stornelli

Mientras el juez federal de Dolores Alejo Ramos Padilla avanza con la investigación de una supuesta red de espionaje ilegal y extorsiones que lo tendría como eje central, el falso abogado Marcelo D'Alessio pidió declarar como imputado en la causa iniciada por el fiscal porteño Carlos Stornelli, quien lo acusa por haberlo involucrado en la supuesta extorsión al empresario agropecuario Pedro Etchebest.

D'Alessio, detenido desde febrero por orden de Ramos Padilla, le manifestó a la fiscal Alejandra Mangano su deseo de ser citado a indagatoria por Ercolini, quien este miércoles concretó esa llamada.

La investigación de Ercolini se superpone con la de Dolores, aunque el inicio de ambas es diametralmente opuesto. Ramos Padilla entiende que D'Alessio, los también detenidos ex policías y espías Ricardo Bogoliuk, Marcelo Degastaldi y "Rolo" Barreiro mantenían una banda dedicada al espionaje ilegal, las extorsiones y el lavado de dinero -según la última acusación- y que al menos en el episodio vinculado con Etchebest también habría tenido un rol el fiscal Stornelli.

Esa hipótesis se basa en los dichos de D'Alessio, quien le habría prometido al empresario evitar su supuesta aparición en el caso de los cuadernos si pagaba una cantidad de dinero que sería entregada a Stornelli. Por eso, Ramos Padilla intentó indagar al fiscal, a quien terminó declarando en rebeldía tras su ausencia a cinco citaciones a indagatoria.

Pero mientras tanto, Stornelli había denunciado a D'Alessio en Comodoro Py, por haberlo involucrado en aquella extorsión a Etchebest y por un supuesto complot para perjudicar la causa de los cuadernos de las coimas, de la que es acusador. Ese expediente es el que lleva adelante Ercolini y en cuyo marco declara D'Alessio este miércoles.

En los tribunales porteños hay otras dos causas vinculadas al falso abogado. Una la instruye Claudio Bonadio y está relacionada con la Operación Puf, una supuesta conjura coordinada entre ex funcionarios kirchneristas presos por corrupción y otros militantes para tratar de correr a Stornelli y Bonadio del caso cuadernos. La otra, que conduce el juez Luis Rodríguez, se inició por una denuncia del empresario Gabriel Traficante, quien acusa a D'Alessio de haberlo extorsionado.

Este último caso también está entre los que incluyó Ramos Padilla en su expediente por supuesto espionaje ilegal. Una duplicación que en algún momento deberá definirse.

Esta semana hubo otras dos noticias respecto a D'Alessio. El martes, el fiscal general subrogante ante la Cámara Federal de Casación Penal, Raúl Pleé, presentó un recurso extraordinario ante la Corte Suprema de Justicia para que revierta la decisión de aquel tribunal que confirmó "provisoriamente" a Ramos Padilla a cargo de la causa que ahora tramita en Dolores. Para Pleé, los hechos que se investigan y todos sus protagonistas actuaron en el ámbito de la Capital Federal, y corresponde que se traten en los tribunales porteños.

El miércoles, a su vez, Ramos Padilla le toma declaración indagatoria al periodista de Clarín Daniel Santoro, a quien acusa de haber participado de la red de espionaje ilegal de D'Alessio. El falso abogado era una de las fuentes de información de Santoro, a quien no involucra ninguna prueba en las supuestas maniobras ilegales.