Política

Elisa Carrió monitorea los cambios de Mauricio Macri, refugiada en su casa y en silencio

Elisa Carrió monitorea los cambios de Mauricio Macri, refugiada en su casa y en silencio

"Hasta después de Pascuas no me busquen. No voy a hablar con nadie", les dijo Elisa Carió a sus asesores hace algunas semanas. La diputada cumple con su palabra: está refugiada en su casa de Exaltación de la Cruz, transitando el ayuno de Semana Santa y rezando.

Eso no le ha impedido estar pendiente de cómo evoluciona el paquete de medidas que presentó el Gobierno hace 24 horas. La líder de la Coalición Cívica se mantiene informada en tiempo real a través de sus colaboradores y de sus contactos con los funcionarios macristas.

"Lilita recibió muchos llamados, sobre todo antes del anuncio", contó a este diario uno de los diputados de la Coalición Cívica. Una de esas comunicaciones partió de Marcos Peña, pocas horas antes de que se comunicaran los anuncios, pensados para detener la inflación y llevar algo de alivio a los bolsillos de los sectores más sensibles al ajuste macrista.

Las consultas a Carrió forman parte de una recurrente estrategia de la Casa Rosada para que su socia más temida no se entere por los medios y haga algún tipo de crítica.

En el Ejecutivo, y Macri en particular, se han llevado más de un disgusto cuando lanzaron medidas de las que ella no estaba informada. El caso más resonante fue cuando se opuso al protocolo de seguridad que implementó Patricia Bullrich. "No vamos a ir al fascismo", dijo entonces la socia del PRO y cofundadora de Cambiemos.

Carrió presentó un proyecto a raíz de los altos precios en las góndolas.

Carrió presentó un proyecto a raíz de los altos precios en las góndolas.

Otro de los nexos con Carrió en estos días que lleva apartada de la escena pública es Mario Quintana, el ex jefe de Gabinete de Macri, eyectado del poder luego de la corrida cambiaria. Sin embargo, Quintana ha vuelto a recorrer los pasillos de Balcarce 50.

"Es un hombre de consulta permanente", admiten quienes se ven cotidianamente con el jefe de Estado. Carrió calificaba a Quintana como "el hombre más inteligente" del Gobierno. Su salida la enfureció. Pero con el tiempo se fue reconciliando con Macri y ahora mantiene vínculo muy aceitado con él. Las visitas de distintos funcionarios a su casa de Exaltación de la Cruz son frecuentes. Desde Peña hasta el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, han pasado por allí.

Carrió volverá a ser noticia la próxima semana. La legisladora viajará a Santa Fe y Córdoba, donde se mostrará con los candidatos de Cambiemos a la gobernación. Claro que en Córdoba sólo lo hará con Mario Negri, que mantiene una relación política sin retorno con Ramón Mestre, el radical que no aceptó bajarse de la disputa, pese al pedido de la Casa Rosada. Negri y Mestre van cada uno por su lado, para alegría de Juan Schiaretti, que irá por la reelección y parece tener el camino allanado.