Política

Más ajuste en Techint: echan a 30 operarios de una contratista de Siderca y temen por otros 600 despidos

Más ajuste en Techint: echan a 30 operarios de una contratista de Siderca y temen por otros 600 despidos

El Grupo Techint volvió a la vanguardia del ajuste laboral con el despido de 30 operarios de una contratista exclusiva de su fábrica de tubos sin costura Tenaris-Siderca, de Campana. Las cesantías, a cargo de la empresa Ferrúa, una proveedora de chatarra, fueron confirmadas por la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y motivaron para este miércoles una audiencia convocada por el Ministerio de Trabajo del gobierno bonaerense. La misma filial de Techint había sido la primera gran empresa en comunicar despidos en enero, apenas asumido Alberto Fernández.

Las desvinculaciones, que el gremio sospecha continuarán y que amenazan 600 puestos de trabajo, se instrumentaron a través de una suerte de mecanismo de muñecas rusas: fueron anunciadas por Ferrúa, que le provee insumos a Scrap Service, otra empresa del Grupo Techint, y que a su vez trabaja para Siderca en un establecimiento pegado al de Campana. Ferrúa informó hoy que Exiros, una compañía que contrata proveedores para Siderca, no le renovó el vínculo y se vio obligada a cesantear a todo su personal, que se compone de 24 operarios regidos por el convenio de la UOM y de otros seis empleados.

Se trata de una muestra cabal de la vigencia de la tercerización laboral en las empresas argentinas que apunta, en lo central, a desligar de responsabilidades a las firmas principales respecto de sus contratistas, cuyo personal en general cuenta con contratos más precarios, salarios más bajos y convenios desfavorables en comparación. Como agravante, esta semana se confirmó que las firmas de Techint recibieron el subsidio del plan Asignación de Emergencia para el Trabajo y la Producción (ATP) que contempla el pago de la mitad de la nómina salarial de las empresas en crisis por la cuarentena, y que según la UOM alcanza también a los directivos.

Abel Furlán, secretario general de la seccional Campana del sindicato, confirmó las cesantías y alegó que tienen que ver “con un programa de ajuste del Grupo Techint por la merma de producción” a partir de la pandemia que, a su criterio, “implica una reducción de costos por vía de las contratistas”. En esa línea advirtió que “peligran otros 600 puestos de trabajo” de las tercerizadas que le prestan servicios a Siderca.

El Ministerio de Trabajo bonaerense respondió a un pedido de la UOM y citó para este miércoles a una audiencia de conciliación virtual con los directivos de la firma Ferrúa, a quienes les recordó por cédula de notificación que los despidos son nulos por la vigencia del DNU que los prohibió junto a las suspensiones unilaterales