Vida

Mühlberger, más complicado: seguirá detenido con prisión domiciliaria y lo acusan de "poner en peligro la vida de otros"

Mühlberger, más complicado: seguirá detenido con prisión domiciliaria y lo acusan de

El “médico de los famosos” seguirá preso, pero en su casa. Rubén Mühlberger (60) declaró este sábado durante cuatro horas y sin pausa. La indagatoria tuvo lugar luego de que la Justicia porteña lo detuviera el jueves por la noche por recibir pacientes en su clínica sin autorización.

La audiencia se hizo en la sede del Ministerio Público Fiscal de la Ciudad y arrancó cerca de las 14. Ahora Mühlberger sumó una nueva imputación por, presuntamente, “poner en peligro la vida o la salud de otro”, delito previsto en el artículo 106 del código penal. Este se suma a los que ya pesaban en su contra: artículos 208 y 239.

Como adelantó Clarín este viernes, Mühlberger iba a "explicar todo" durante su indagatoria. Y lo hizo. Fuentes del caso aclararon que el médico seguirá preso bajo “arresto domiciliario” porque “es paciente inmunodepresivo, fue operado de cáncer de colon en marzo”.

Durante la jornada del viernes se trabajó sobre las pruebas que fueron presentadas en la acusación que se le leyó al imputado en el acto procesal. La justicia clausuró además dos farmacias que trabajaban con la clínica preparando sus recetas, según informó la fiscalía que interviene en el caso.

La clínica de salud estética Mühlberger fue cerrada temporalmente el jueves y su director quedó detenido por orden de la titular de la la Fiscalía Penal, Contravencional y de Faltas de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires N° 11 luego de que fueran detectadas una serie de irregularidades durante una inspección.

La noticia generó alto impacto en el mundo de la farándula en el cual Mühlberger era conocido como "el médico de los famosos", algo que encontraba correlato en sus apariciones televisivas y en la página web de la clínica, en la que incluye imágenes de Diego Maradona, Moria Casán, Charly García y Susana Giménez, entre otros.

La inspección de la clínica ubicada en el barrio porteño de Retiro fue realizada por personal del Ministerio de Salud de la Nación y agentes de la División Delitos contra la Salud de la Policía de la Ciudad, que detectaron numerosas irregularidades como medicamentos vencidos y residuos patológicos que no respetaban el protocolo de tratamiento.

Además, la clínica no contaba con la habilitación correspondiente para funcionar, pese a lo cual se encontraba atendiendo pacientes.

En ese contexto, los funcionarios a cargo del procedimiento se comunicaron con la fiscal Massaglia, quien determinó la clausura del establecimiento y la inmediata detención de Mühlberger, por ejercer una actividad medica sin la autorización correspondiente por parte del Poder Ejecutivo, infracción prevista en el artículo 239 del Código Penal.

Además, se secuestraron diversos elementos de prueba, como computadoras, ficheros e historias clínicas, para ser peritados e incorporados a la investigación.

"Clausuramos dos farmacias que trabajaban con la clínica del Dr. Mühlberger, que recibían sus recetas con indicaciones de compuestos y mezclas para consumo de los pacientes", señaló el Fiscal General de la Ciudad, Juan Bautista Mahiques.

La fiscal Massaglia ordenó sendas inspecciones a las farmacias en cuestión. una de ellas bajo el nombre Michel Saint Martin, ubicada en la calle Austria al 2200 de esta ciudad. Allí se encontraron copias de recetas firmadas por Mühlberger con pedidos de fórmulas y componentes.