Vida

Ver porno en modo incógnito no es para nada incógnito

Ver porno en modo incógnito no es para nada incógnito

No es algo que sorprenda tanto, hay que admitir. Una máxima de estos tiempos reza que la privacidad en la web es una entelequia. Incluso si se utilizan las herramientas que justamente sirven para "evitar" dejar rastros, hay vivillos que espían frotándose las manos. Es una trampa. Y es exactamente lo que ocurre con el modo incógnito del navegador. No es incógnito, o al menos no para todos.

El modo incógnito del navegador suele ser aliado de muchos consumidores de porno. Es que supuestamente esa función impide que queden rastros en la red de lo que se visita, libre de ojos indiscretos. Pero la realidad es bien distinta: tampoco así se está exento de que sepan qué ves y qué te excita, al menos a ojos de Google, Oracle y Facebook.

Investigadores de Microsoft junto con expertos de la Universidad de Carnegie Mellon (Pensilvania, EEUU) y la Universidad de Pensilvania han descubierto que en Facebook, Google y Oracle rastrean el porno que ven sus usuarios, incluso cuando activan el modo incógnito del navegador.

Según el estudio titulado Seguimiento del sexo: las implicaciones de la difusión de datos sexuales y el seguimiento en sitios web de pornografía, sus datos pasan, además a las empresas mencionadas y también a otros gigantes de internet como Twitter o Amazon.

Los autores de la investigación, que levanta The New York Times, utilizaron en marzo de 2018 una herramienta llamada webXray para analizar 22.484 páginas porno y hallar herramientas de rastreo o software que proporcionase datos a terceros.

Un 79% de los sitios web analizados —entre los que se encuentra youporn.com, pornhub.com y porn.com— transmitieron información de los usuarios mediante cookies de empresas externas

Un 79% de los sitios web analizados —entre los que se encuentra youporn.com, pornhub.com y porn.com— transmitieron información de los usuarios mediante cookies de empresas externas

Las conclusiones fueron arrolladoras. Un 79% de los sitios web analizados —entre los que se encuentra youporn.com, pornhub.com y porn.com— transmitieron información de los usuarios mediante cookies de empresas externas. En otras ocasiones, en lugar de cookies son píxeles insertados en los sitios web que transmiten información a terceros.

Todo esto está exento del modo incógnito ya que tus datos siguen visibles para “los sitios web que visites”, incluidos anuncios y recursos que utilices en ellos.

Elena Maris

Investigadora de Microsoft y principal autora del estudio

“Estos sitios de pornografía tienen que pensar más en los datos que poseen y en cómo estos pueden ser tan sensibles como la información médica”, señala Elena Maris, investigadora de Microsoft y principal autora del estudio. “Esto no es como elegir un jersey y ver cómo te persigue a través de la web. Esto es mucho más específico y profundamente personal”, recalca.

La situación es aún más preocupante, ya que el estudio también ha señalado que solo el 17% de las páginas webs están encriptadas, lo que significa que los datos que recopilan no están a salvo de ataques informáticos de terceros.

Google y Oracle rastrean el porno que ven sus usuarios, incluso cuando activan el modo incógnito del navegador.

Google y Oracle rastrean el porno que ven sus usuarios, incluso cuando activan el modo incógnito del navegador.

A las conclusiones del estudio han respondido Google y Facebook. El buscador ha señalado que no permiten Google Ads en las páginas para adultos y que no personalizan publicidad basada en los intereses sexuales de los usuarios. Facebook dice impedir a las páginas porno utilizar sus herramientas mercantiles. Por último, Oracle no ha respondido a las acusaciones.

Fuente: HuffPost, Clarín y New York Times

RR