Cultura

Su hijo de dos años quedó atascado en un secarropas y fueron a un cuartel de bomberos para rescatarlo

Su hijo de dos años quedó atascado en un secarropas y fueron a un cuartel de bomberos para rescatarlo

Aburridos, sin poder salir a la plaza, ni tener la oportunidad de juntarse a jugar con algún amigo, los niños más chiquitos tuvieron que adaptarse a jugar en casa debido a la cuarentena por la pandemia del coronavirus. Aunque esto en algunos casos no resultó del todo bien.

Eran las 11 de la noche del lunes cuando una familia de Monte Grande llegó al cuartel de bomberos de Esteban Echeverría buscado auxilio. Estaban desesperados por lo que no quisieron esperar a que viniera un móvil y se dirigieron directamente hasta allí.

Cuando los agentes los vieron llegar no entendían qué era lo que sucedía. Había a una mujer con un secarropas en su auto y una extraña silueta sobre el electrodoméstico, pero una vez que se acercaron entendieron todo: un chiquito de dos años había quedado atrapado en su interior.

La familia llevó el aparato con el nene en su interior al cuartel de bomberos.  Foto Captura TV.

La familia llevó el aparato con el nene en su interior al cuartel de bomberos. Foto Captura TV.

"Se acercó una familia en un vehículo con un secarropas en el que se encontraba un chiquito de dos años. Allí se activó todo el sistema de herramientas para poder liberarlo", señaló Cristian Tapia, jefe de los Bomberos de Echeverría en diálogo con Canal 9.

Luego explicó cómo se manejó la situación: "Tuvimos que romper la tapa, sacar la parte del tacho, la parte de afuera y después el tambor, pero siempre con las precauciones para que el nene no sea lastimado", describió Tapia y añadió que se debieron extremar los cuidados: "Hubo que tomar muchas precauciones para evitar alguna lesión al menor".

El nene estaba muy asustado y no paraba de llorar y, para peor, los elementos que se utilizaron no le daban ninguna tranquilidad: una herramienta especial que lleva un motor de gran tamaño y ruido. "Se trabajó con herramientas hidráulicas para cortar las partes de acero del secarropas", explicaron desde el cuartel a El Diario Sur.

"El nene lloraba y estaba muy asustado", contaron los bomberos.  Foto Captura TV.

"El nene lloraba y estaba muy asustado", contaron los bomberos. Foto Captura TV.

"La intervención tuvo que ser casi quirúrgica para poder romper el electrodoméstico sin lastimar al chico, que se encontraba en llanto y muy asustado", precisaron.

"Se utilizó una herramienta que tiene tijera y expansor, con ese elemento hubo que trabajar tomando los cuidados para no lastimar al nene, porque el material se puede doblar y terminar apretando al chico o cortarlo", añadió Tapia.

Según informó el jefe del cuartel, el menor estaba atrapado "de la cintura para abajo" y sus padres habían intentado sacarlo pero como al ver que no había forma de liberarlo "se vinieron para acá".

Con mucho cuidado, los bomberos lograron liberarlo.  Foto Captura TV.

Con mucho cuidado, los bomberos lograron liberarlo. Foto Captura TV.

"El nene lloraba porque sus rodillas estaban trabadas y tenía mucho susto", describió Tapia.  Finalmente, luego de varios minutos, pudieron rescatarlo. "Nos llevó media hora pero pudimos liberarlo sin que tuviera ninguna lesión, al final se fue caminando".

Las herramientas utilizadas. Foto Captura TV.

Las herramientas utilizadas. Foto Captura TV.

Mirá también