Deportes

Franco Armani cumplió 100 partidos en River con un récord para la historia

Franco Armani cumplió 100 partidos en River con un récord para la historia

Las estadísticas indican que Franco Armani llegó a los 100 partidos en el arco de River. Y los números también marcan que antes de ingresar al campo de juego del estadio de Independiente, el santafesino ya había entrado una vez más en la historia del club de Núñez.

Más allá de que San Pablo le convirtió, es el arquero con más vallas invictas en el primer centenar de encuentros, porque terminó 49 veces con el arco en cero. Detrás de él quedaron Ángel David Comizzo (48), Marcelo Barovero (46), Nery Pumpido (42) y Juan Pablo Carrizo (42).

No es la primera vez que Armani entra en los libros millonarios. Ya lo había hecho en agosto de 2018, cuando estuvo 965 minutos sin conceder tantos por el torneo de Primera División, entre el 1º de abril y el 1° de septiembre de ese año. La marca superó a la de Amadeo Carrizo (769 minutos en el Torneo Metropolitano de 1968) en el arco de River.

Ya en su debut en River, Armani mantuvo el arco en cero. Fue el 3 de febrero de 2018, ante Olimpo, en el Monumental. Desde aquella noche de un sábado de verano para el "Pulpo", pasaron 55 partidos de Liga, 13 de copas locales y 32 internacionales defendiendo el arco del club del que es hincha de chiquito.

En el que soñaba pararse desde que se tiraba a la pileta en su casa de Casilda para atajar una pelota al grito de "el Mono Burgos" o cuando su hermano -también futbolista, Leandro, le pateaba en el garaje.

Franco Armani, en el estadio de Independiente.Foto Reuters

Franco Armani, en el estadio de Independiente.Foto Reuters

En el recorrido, además de las vallas invictas, hay atajadas memorables. Como las cuatro en un River 2- Racing 0 por el torneo local, en el Cilindro de Avellaneda, que le dieron el impulso definitivo para ir a la Selección y atajar en el Mundial de Rusia.

También la que le sacó en modo superhéroe a Emmanuel Gigliotti en el mismo escenario de este miércoles a la noche, en el 0-0 de la ida ante Independiente, por los cuartos de final de la Libertadores 2018.

O el mano a mano al brasileño Everton, que dejó con vida a River en Porto Alegre en la semifinal de vuelta de esa edición. O cuando le ahogó el grito a Darío Benedetto y a toda la Bombonera en la ida de la final.

Hay muchas otras atajadas que lo hicieron destacarse y convertirse en figura de varios partidos. Como ante Independiente Santa Fe de Bogotá, en Colombia, cuando Chacho Coudet pidió que apagaran los monitores de la sala de prensa de Racing porque "no lo quiero ver más a Armani sacando pelotas".

Claro que en el recorrido hubo algunos deslices, entre malas salidas en los centros (algo que reconoció que debía mejorar) o rebotes cortos, pero fueron en menor medida.

La dirigencia de River mandó a hacer una plaqueta y una camiseta especial para reconocer al arquero por sus 100 partidos en el club. Por cuestiones de protocolos, no pudieron entregárselas en el Libertadores de América. El homenaje en la cancha quedará para cuando pase la pandemia.

HS

Mirá también