Deportes

Histórico: Sebastian Báez se convirtió en el primer tenista argentino en ganar un partido de las NextGen ATP Finals

Histórico: Sebastian Báez se convirtió en el primer tenista argentino en ganar un partido de las NextGen ATP Finals

Las finales ATP Next Gen se pusieron en marcha con los mejores tenistas Sub 21 del circuito. Tras la derrota en el debut de Juan Manuel Cerúndolo (91°), Sebastián Báez (111°) cumplió con lo suyo y le ganó, en Milán, al italiano Lorenzo Musetti (58°).

Con este triunfo, Báez quedará para siempre en los libros del tenis argentino. Logró consagrarse como el primer argentino en ganar un partido en este tipo de certamen.

Con un nivel extraordinario, en 1hs 40 minutos de partido, se impuso ante Musetti por 4-1, 4-1, 3-4 y 4-3. Otro dato estadístico: es la primera vez que un jugador que nunca había ganado en superficie dura logra una victoria en esta competencia.

El joven de 20 años demostró un alto rendimiento que lo llevó a ganar el partido con autoridad. Tras imponerse en el debut, quedó como líder del Grupo B y este miércoles enfrentará al estadounidense Sebastián Korda, quién superó en su serie al francés Hugo Gastón.

Sebastián Báez, argentino en las ATP NextGen Finals.Foto: Peter Staples/ATP Tour

Sebastián Báez, argentino en las ATP NextGen Finals.Foto: Peter Staples/ATP Tour

Luego del match, Báez habló ante la prensa y comentó, eufórico: "La clave fue bancar los momentos en los que Lorenzo jugó bien y seguir la táctica que planteé con mi equipo, más allá de que hubo bolas mágicas en el partido que me ayudaron".

Sobre su rendimiento y lo que vendrá, sostuvo: "Este no fue un objetivo planteado sino más bien algo que fue producto de hacer las cosas bien durante mucho tiempo. Estoy contento por la victoria de hoy, hice las cosas bien, en algunas erré de más y eso es lo bueno del tenis. Hoy gané un gran partido y mañana me toca un partido durísimo, así que tengo que corregir los errores para no repetirlos. Me quedan buenas sensaciones pero con ganas de mañana".

Finalmente, con respecto a la cancha en la cual le tocó jugar, que es la segunda vez en su carrera que lo hace, expresó: "Tuvimos varios días de adaptación, mi entrenador sabe mucho de tenis, táctica y técnica e hizo mucho hincapié en entender que aunque la cancha sea dura, polvo de ladrillo o césped, la clave es estar concentrado y tener hambre todo el tiempo para buscar la manera e inteligencia de salir adelante en la circunstancia que sea. Cuando las cosas no salen, hay que seguir empujado que en algún momento con consistencia se encuentran las cosas".