Deportes

La situación de Borré: ¿renueva y se va en junio?

La situación de Borré: ¿renueva y se va en junio?

Rafael Santos Borré fue muy optimista el sábado a la noche después de la goleada de River sobre Rosario Central que se abrió con un gol suyo. Más de lo que la realidad indica en cuanto a la negociación por la renovación de su contrato y su continuidad en el club de Núñez. Es que por más que finalmente firme el nuevo vínculo, esto no implica que en junio no arme las valijas para ir a un nuevo destino.

"La verdad que la renovación está bastante avanzada. Hemos tratado de validarlo de la mejor forma. El club ha hecho un esfuerzo con algunos de los chicos y los refuerzos que trajo. Lo mío está bastante avanzado. Hemos hablado muy bien. Tenemos una buena relación con los dirigentes y creo que vamos a llegar a un acuerdo que sea bueno para todas las partes”, afirmó el colombiano en TNT Sports.

Si bien hubo muchas charlas y de a poco fueron avanzando, hoy todavía están lejos entre lo que ofrece River y lo que pretende el jugador como mejora de su contrato. En Núñez apelan a la buena voluntad del futbolista de 25 años y, al parecer, la van a tener. Borré resignaría algunas de sus condiciones para firmar y tendrá la promesa de que si surge una muy buena oferta tanto desde lo deportivo como en lo económico, en junio se irá.

En ese sentido, en las últimas horas trascendió que Palmeiras está decidido a venir a buscarlo. De hecho, según pudo saber Clarín, ya contactaron al representante que el colombiano tiene en Argentina. En el campeón de América quedaron encantados con Borré tras el enfrentamiento en las semifinales de la Copa Libertadores.

Al margen de este ofrecimiento que el goleador (con 47 goles) del ciclo de Gallardo va a recibir del club paulista, desde hace rato que hay instituciones europeas interesadas en él. De todos modos, Borré siempre fue cauto y no se desesperó. "Si no llega algo muy bueno que me motive, no habrá problemas en renovar con River”, dijo en una entrevista con Clarín a fines de octubre del año pasado, justo una semana después de haber sido papá de Guadalupe.

Sin embargo, las negociaciones se demoraron porque al delantero no le termina de cerrar lo que River le ofrece, según confiaron desde su entorno. Y en Núñez creen que debería haber un esfuerzo del jugador ya que la dirigencia va a desembolsar 3,5 millones de euros para comprarle un 25% más del pase al Atlético de Madrid (ambos clubes tienen hasta el momento una mitad cada uno), condición sine qua nono para que puedan renovarle el contrato. Y si no lo hacen, el jugador quedará libre de ambos clubes. Sería un lío grande.

Es por eso que los caminos conducen a que antes de junio se llegue a un acuerdo para que Borré pueda firmar el contrato y después, ante una buena oferta emigre. Así no pierde nadie. Una situación similar a las de Gonzalo Montiel y Nicolás De La Cruz, quienes también dejaron la puerta abierta a una posible salida a mitad de año, más allá de que renovaron sus contratos hasta diciembre de 2022. Ese camino también podría ser el que tome Borré.