Economía

Analistas creen que sin el FMI, será difícil mantener el dólar a raya

Analistas creen que sin el FMI, será difícil mantener el dólar a raya

Pese a que las menciones respecto a la evolución del tipo de cambio para este año fueron las grandes ausentes en el discurso de Alberto Fernández en la sesión inaugural del Congreso, la pregunta es: si el Gobierno tiene chances de extender la "paz cambiaria", clave en un año electoral con contexto inflacionario, en caso de que el acuerdo con el Fondo Monetario vuelva a dilatarse.

"En año electoral, con cepo, con la soja arriba de los US$ 500 la tonelada y con un Banco Central que tiene una cartera de AL30 en US$4300 millones nominales, el Gobierno tiene margen sin convalidar un salto discreto en el tipo de cambio oficial. Es decir, usando la misma estrategia que se vio en los años impares electorales (2011, 2013 y 2015) que es que el dólar oficial y las tarifas sean una semi ancla para tratar de que los salarios se recuperen contra la inflación", afirmó el economista de Eco Go, Federico Furiase, pero advirtió: "El problema es con qué brecha llega a octubre: sin nafta en las reservas del BCRA, sin acceso a los mercados financieros, con un desequilibrio fiscal importante".

Para el economista, con este escenario un acuerdo con el Fondo es clave: "Pero por política, en un año electoral nunca se iba a convalidar. Por eso no descarto que el Gobierno alcance un arreglo ligth; es decir, que se acerquen posiciones este año, pero que los efectos se vean recién en 2022", dijo.

La lectura del economista Gabriel Zelpo va más allá de las palabras del Presidente: "No me guiaría por el discurso. Independientemente de eso, lo importante es si se encaran los ajustes que el organismo les pide en un año electoral. Pero incluso, llegando a un acuerdo, la calma cambiaria no está garantizada", dijo.

Lorena Giorgio, de Econviews hizo foco en la brecha: "Si bien hay cierto margen para atrasar el dólar, el problema es que con una brecha del 60% la economía no puede funcionar normalmente. Al menos hasta mitad de año, el Gobierno tiene cierto margen para seguir con esta política de un menor crawling peg. No será gratuito que el Gobierno mantenga el tipo de cambio depreciándose a un ritmo menor que el de la inflación mensual", aseguró.

Con todo, las proyecciones de esta economista no son tan entusiastas como las del Ministro Martín Guzmán: "Si bien pensamos que el tipo de cambio avanzará un poco más lento que la inflación, estimamos una inflación del 50% y un tipo de cambio con un alza anual en torno al 43%, lejos del 29% y el 25% que remarca el Gobierno", dijo.

SN

Mirá también