Economía

Dólar blue: ¿encontró su piso o hay margen para que siga bajando?

Dólar blue: ¿encontró su piso o hay margen para que siga bajando?

El dólar blue abrió febrero con un pequeño amague de suba. Por unas horas se ubicó en $ 154, pero sobre el cierre volvió a $ 153, el nivel al que había cerrado enero. Este martes permanece en $ 153 ante la expectativa del mercado acerca de cuál será la tendencia del dólar informal.

En 2021, el blue se mueve en dirección contraria a la del resto de los dólares. En lo que va del año, el dólar mayorista tuvo un alza de 4,3%, mientras que el MEP, el que se adquiere en la bolsa porteña, aumentó 6% y el contado con liqui (CCL), la operatoria para sacar divisas del país, subió 7,6%.

En el arranque de febrero la suba se mantuvo para estas cotizaciones. Y este martes abren en la misma línea. El mayorista aumenta once centavos, a $ 87,71, mientras que el minorista promedia $ 93 y lleva al dólar ahorro a $ 153,40.

El contado con liqui sube en la apertura de hoy a $ 151,3, mientras el MEP llega a $ 148,8.

Esto hace que todas las variantes del dólar se apelotonen en un corset de cinco pesos, los que separan al MEP -hoy el más barato del mercado- del dólar ahorro, curiosamente, el más caro de la oferta diaria.

En los últimos cinco días hábiles, el dólar blue cayó 1,94%. Para los analistas es precisamente este corset el que no le deja margen al dólar blue para profundizar la baja.

Para explicar porque el blue perdió trece pesos en el mes, los analistas recurren al overshooting, el salto exagerado que el informal tuvo en octubre pasado tras el refuerzo del cepo cambiario que lo llevó a tocar los $ 195, con la brecha cambiaria en 150%.

Desde ese nivel el blue fue bajando ante la caída de la demanda, que se profundizó en diciembre cuando por motivos estacionales crece la preferencia por los pesos. También hubo otro aliciente que ayudó a desinflar al blue. Sobre el cierre del año se generó una brecha con el contado con liqui de más de 15 pesos que estimulaba a "hacer puré" -comprar en el financiero para vender en el informal y quedarse con la diferencia- lo que llevó a que aumentara la oferta en un mercado con la demanda deprimida por los mayores gastos en pesos de las vacaciones.

Con las cotizaciones de los dólares tan pegadas, "es muy difícil que el blue siga bajando. La demanda de pesos ya empieza a pegar la vuelta y con una brecha aún marcada no hay margen para que perfore los $ 150", dicen desde una mesa financiera.

Fernando Marull, director de FMyA, señala que "el rebote del dólar CCL va en línea con la menor demanda de pesos pos fin de año y las señales de menor ajuste fiscal de las últimas semanas".

Marull aporta un dato que explica porqué el mercado le pone pocas fichas a la extensión del veranito cambiario que mantuvo a los dólares calmados en los últimos dos meses. "El Banco Central compró en enero sólo US$ 220 millones en el mercado oficial y el Tesoro renovó todos los vencimientos totales de bonos (de $ 220 millones) mas $ 30 millones de colocaciones netas, sugiriendo que el resto se pagó con emisión monetaria".

A mayor emisión, más déficit. Ese es el cálculo que hacen los inversores que siguen comprando dólares financieros con la expectativa de que la brecha cambiaria, hoy en 73%, volverá a subir.

La proyección de FMyA es que este año la suba de dólar oficial igualará a la inflación, con la brecha cambiaria rebotando y tasas de interés negativas.

Hoy la brecha entre el CCL y el dólar financiero es del 73%. "Creemos que sigue habiendo presiones y es posible que la brecha “rebote” durante 2021, aunque sin el furor de 2020, cuando había llegado a 130%". Los drivers de este rebote son que el Tesoro en 2021 "seguirá usando la maquinita del BCRA para financiar el déficit fiscal (3,2% del PBI sin contar los pagos de la deuda y de 6% PBI como déficit total), cepo cambiario y tasas de interés reales negativas. Este año se sumará, además, que el BCRA emitirá pesos para comprar divisas y meterá presión la incertidumbre electoral".

AQ

Mirá también