Vida

Kim Kardashian vs. Kanye West: cuáles son las condiciones que el rapero pone para firmar el divorcio

Kim Kardashian vs. Kanye West: cuáles son las condiciones que el rapero pone para firmar el divorcio

Contra lo que se presumía que podía ser un trámite más o menos armónico, el divorcio de Kim Kardashian y Kanye West parece ir derecho al pantano legal de las condiciones que el rapero intenta imponerle a la empresaria para firmar su desvinculación .

Lo cierto es que a dos meses del anuncio de la separación, poco y nada hay resuelto y todo está dado para que la batalla se dirima en el terreno de la Justicia, más allá de que alguna fuente cercana a Kardashian asegure que la está pasando bárbaro desde que se alejó del cantante.

O, inclusive, teniendo en cuenta los últimos posteos de la mediática de 43 años, en los que se la ve con sus cuatro hijos (North, Chicago, Saint y Psalm West), sin signos de stress ni nada que denote que la situación la tenga a maltraer.

Es que más allá de lo que transmiten las imágenes y lo que se ve en las pantallas, la información dura habla de que la respuesta de Kanye a las condiciones que Kim le envió a comienzos de año a través de su abogada experta en divorcios Laura Wesser, una de las más prestigiosas de Los Ángeles, no fue nada complaciente.

Por el contrario, el ex candidato a presidente de los Estados Unidos pidió la guardia y custodia compartida (dos semanas alternas para cada uno de los progenitores) y rechazó la petición de una pensión alimenticia para sus cuatro hijos, seguramente atendiendo a que la situación económica de su ex no es para nada apretada.

De más está aclarar que hace rato que la pareja dejó de hablarse, a punto tal que West habría cambiado su número de celular para evitar las llamadas de Kardashian, y que toda la comunicación la mantienen a través de sus letrados.

Pero aún hasta ese punto, lo que pide Kanye no suena tan descabellado, excepto porque la distancia de aproximadamente 3.5 mil kilómetros que separa el domicilio de papá Kanye, en el estado de Wyoming, del de mamá Kim, en el californiano y exquisito barrio de Beverly Hills haría un poco tedioso un ida y vuelta semanal.

El "rancho" de Kanye, a 3.500 kilómetros del hogar de Kim: el rapero quiere que sus hijos pasen dos semanas en cada domicilio.

El "rancho" de Kanye, a 3.500 kilómetros del hogar de Kim: el rapero quiere que sus hijos pasen dos semanas en cada domicilio.

Aún cuando para la pareja el pobrema de la distancia se resuelve bastante más fácilmente que para la mayoría de los mortales, poniéndole un poco de combustible a sus aviones privados o de alquiler y pagándole el aventón a un piloto de confianza.

Lo que decididamente despierta un interrogante, de cara a la controversia que promete prolongarse por un buen tiempo, es el destino del contrato prematrimonial que ambos miembros de la pareja firmaron siete años atrás, cuando entre los dos sólo había amor y un futuro de felicidad.

Ocurre que desde aquellos días, la situación patrimonial y financiera del dúo cambiaron bastante, y la parva de millones que entró en sus cuentas durante estos años compartidos dificulta bastante el reparto de responsabilidades, y sobre todo de billetes.

En términos generales, alcanza con contar que los 100 millones de dólares que atesoraba la pareja en 2014 se multiplicaron hasta superar los 2.500; una cifra que tiene a Kim como la "accionista" mayoritaria merced al éxito de su empresa KKW Beauty, que le reporta unos 120 millones por año.

FILE PHOTO: Kim Kardashian and Kanye West attend the Vanity Fair Oscar party in Beverly Hills during the 92nd Academy Awards, in Los Angeles, California, U.S., February 9, 2020.     REUTERS/Danny Moloshok/File Photo

FILE PHOTO: Kim Kardashian and Kanye West attend the Vanity Fair Oscar party in Beverly Hills during the 92nd Academy Awards, in Los Angeles, California, U.S., February 9, 2020. REUTERS/Danny Moloshok/File Photo

Pero eso no es todo, sino que hay que sumarle su caché de medio millón por capítulo de su ‘reality’ y los 210 millones que embolsó por la venta del 20% de su participación en KKW Beauty a la multinacional Coty.

Sin embargo, las complicaciones en torno al proceso de divorcio seguramente no serán un motivo de dolor de cabeza para Kim, quien según publicó el diario español ABC, ya tiene firmado con Disney la retransmisión de todo el proceso judicial, a través de dos "realities" que se emitirán por canal E!

Tal vez uno de los ejemplos más claros de eso que dicen, que toda crisis es una oportunidad. Sólo para algunos, claro.

E.S.