Vida

La insólita experiencia teatral que hackea la avenida Corrientes en tiempos de Covid

La insólita experiencia teatral que hackea la avenida Corrientes en tiempos de Covid

La nueva normalidad invita a planear actividades al aire libre. WhatsApp a cielo abierto es una experiencia interactiva que mezcla ficción, celulares y juegos. Forma parte de la programación del Teatro Metropolitan Sura, pero no transcurre en una sala sino en la mismísima Avenida Corrientes peatonal.

A partir de este sábado, esta innovadora obra invita a los espectadores a un recorrido performático que propone dejar atrás las butacas y ponerse en movimiento, guiándolos por WhatsApp e invitándolos a hackear la ciudad.

Los espectadores se dan cita en la puerta del Metropolitan, según el horario de su entrada (hay funciones los sábados a las 19.30 y a las 21), ingresan a un grupo de Whatsapp al que llegan mensajes con indicaciones y juegos que generan reacciones entre los participantes del grupo.

Los espectadores reciben consignas y juegos por WhatsApp.

Los espectadores reciben consignas y juegos por WhatsApp.

El ámbito es seguro: con distancia de dos metros entre sí, barbijos, y sanitizante. Los transeúntes o ciclistas de la zona se suelen paran a mirar (y hasta sacan fotos). Es que por momentos, los treinta participantes hacen rondas, juegan, caminan en cámara lenta y hasta pegan algunos gritos.

Entonces no queda muy claro si se trata de actores, espectadores o simples peatones. La obra está atravesada por el misterio y la sorpresa. Esta suerte de secta del WhatsApp hackea la realidad urbana.

El espectáculo WhatsApp a cielo abierto está diseñado por Jony Camiser y Ezequiel Hara Duck, que el año pasado estrenaron Clavemos el visto, otra experiencia inmersiva que formó parte de la programación del ciclo "Verano Off en el Met".

"Esta temporada trabajamos en la escritura del guión para disminuir los riesgos e incluimos dinámicas para que los participantes mantengan la distancia y amigarnos con el barbijo", cuenta Hara Duck, que hace años viene innovando en la dirección de obras de teatro por WhatsApp en espacios públicos.

En tiempos de nueva normalidad, "WhatsApp a cielo abierto" propone un recorrido performático por Corrientes.

En tiempos de nueva normalidad, "WhatsApp a cielo abierto" propone un recorrido performático por Corrientes.

Según el creador, este espectáculo Site-Specific fue diseñado íntegramente a medida para las cuadras que están entre Paraná y Talcahuano. "Todas mis obras ocurren en espacios públicos, a mí me divierte mucho hackear o alterar la realidad urbana y que lo teatral aparezca en el lugar menos esperado, sin seguir el mandamiento sagrado de apagar el celular antes de la función".

"La idea es generar experiencias que pongan al espectador en un lugar más activo. Hoy el teatro no se puede permitir que el público se aburra ni un solo minuto", agrega Hara Duck.

El objetivo es que los "hackers urbanos" disfruten de estar compartiendo con otros, de manera presencial, así como volver a estar rodeados de desconocidos. Si bien están alejados, de manera no invasiva el moderador anónimo del grupo de WhatsApp les habla y propone consignas para que se conozcan y se conforme un grupo que por un rato se conecta para modificar el paisaje de la emblemática calle Corrientes.

WhatsApp a cielo abierto, la insólita obra de teatro que hackea la calle Corrientes.

WhatsApp a cielo abierto, la insólita obra de teatro que hackea la calle Corrientes.

Las pantallas de los celulares brillan en la peatonal, mucho transcurre en el grupo de WhatsApp pero lo más emocionante ocurre en la realidad palpable. Los participantes alternan la mirada, como en un partido de tenis, entre el celular y este escenario tan particular: una pizzería, un cine o los teatros, la escenografía de Corrientes.

En resumen, Whatsapp a cielo abierto es una ficción urbana en la que los participantes son los protagonistas: se animan a jugar y hacer cosas que no harían si no tuvieran un marco de contención ficcional que los habilite.

Hay funciones los sábados a las 19.30 y a las 21. Las entradas salen $ 600 y están disponibles en Plateanet. La experiencia dura una hora. Es apta para todo público, incluso para tímidos: sólo se necesita un celular con datos móviles y WhatsApp.

E.S.